Este Blog se ve completo en Opera, Chrome, Safari y FireFox.

jueves, 29 de marzo de 2007

Miedo.

Estuve en control -porque lo estuve-, hasta que se le ocurrió decirme algo simple como: "si la Luna", y mirarme fijamente como si el océano completo obedeciera su mirada.

Entonces no pude ser yo, me vi vulnerada por la violencia de sus ojos que arremeten una y otra vez contra mi pobre humanidad despeñada entre los riscos de su poesía.

Ese efecto dura horas, largas horas después de que se va o me voy. Hoy me fui yo, pero pienso que aún estoy bajo su influencia.

Creo que volvió al alcohol... entonces se hace más dulce, humano y amable, desmemoriado... insensato.

Esta mas delgado, mucho más delgado, con el cabello mas largo, con los rizos se ve mas joven. Con los ojos encendidos, como bosque triste.

Sólo de cerquita se notan las canas, el cansancio... la verdad.

Otra vez enmudecí, no pude articular una frase completa. Para shock de los que me saben, guardé silencio, salí corriendo antes de que pudiera descifrar mis más profundos misterios con sólo llamarme por mi nombre, me arrepentí por despersonalizarme a ese grado ridículo donde mi pulida elocuencia y articulación envidiable, quedan reducidas a nada.

Habló de mi carta... del comandante, de los extraños... de ti y de mi.

Hoy fue el peor concierto... y hoy, se supone, que debía terminar mi vida.

Pero no pasó.


Luna de todo lo que sueña

martes, 27 de marzo de 2007

Dejarla ir.



Debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir. debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir.

Debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir.
Debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir.
Debo dejarla ir, debo dejarla ir, debo dejarla ir.

Debo dejarla ir.
Debo dejarla ir.
Debo dejarla ir.
Debo dejarla ir.
Debo dejarla ir.
Debo dejarla ir.

Dejarla ir.

Dejarla...

Dejarla.


Luna en Abandono
PD. A ver si sigues mi ejemplo, tu Vera, para mi, ha muerto mucho antes de que supieras que no sería para ti... Cruz.
Cultura, absolutamente particular

Descarga el mp3 "Serenidad" de Kabah con Eugenia León en Box (barra lateral).

lunes, 26 de marzo de 2007

Será.


Anoche supe que alguien que vino a visitarme en 1998 "para estar conmigo" - whatever that means -, "me odia... pero me ama".

Siempre logro ese efecto en las personas: me odian o me aman, o ambos, pero nunca menos...
nunca menos.


Luna Inevitable

PD. "Tu siempre has sido parte de mi vida, pasión y sinceridad", dijiste anoche. Aunque la primera frase tuya que me congeló
la sangre fue: "me haces sentir vivo".

- Gracias -, digo.
Lo que no dije es que viviste aquí esos meses para esperarme...
pero pasa que nunca estoy lista... nunca.

- Perdón -, repito.



Descarga el mp3 "Será" de Christian Castro en Box (columna lateral).

Razones.

Tengo razones para no quererte olvidar...
razones de sobra.
- Bebe -

La primera vez que huí de tus manos imaginé que querías que fuera una víctima o un error de esos que sólo ocurren por ser presa del alcohol.

Las velas, la ternura... esa determinación de acabar con lo que empiezas... tu boca... Vallarta, tú en mi cumpleaños.

"Lucía y el sexo"... la fuerza de tu cuerpo (a la que aún le guardo respeto)... nuestro programa de radio nocturno emitido desde mi auto tantas madrugadas, la forma en que tus manos atrapan mis manos cuando te quedas dormido, o como nunca pierdes -ni conmigo que nací para ganar-.

Yo no se si algún día pises este pedacito de mi otro yo, a pesar de que he tenido el valor de confesarte esta parte de mí.

Tampoco sé si se entienda, en estas simples letras que nada valen -cuando yo deje de estar aquí, entre los que respiran-... cuánto te quiero.

Sólo necesito decirte que retumban en mi cabecita hueca tus palabras... la forma y fondo que encuentras siempre para decirme lo que me dices... y para tenerme en tu bando todo el tiempo, en tu equipo. Para sorprenderme como nadie con la fuerza que le imprimes a tus "te quiero".

La forma en que dices "esto nos servirá algún día, verás que cuando estemos en problemas, esto nos salvará" o "vengo por ti para llevarte a un verdadero programa de radio" o tus tácticas para defenderme de quienes quieren ligan en el súper... digo que incluirme en tu mundo, la manera en que lo has hecho todo este tiempo me fascina mientras me liga indefiniblemente a este tipo de lealtad que nadie entiende cuando nos ve coincidir en los pasillos o en la mesa de redacción sin dirigirnos la mirada.

Esa forma cómplice que tienes de calmarme: "¿quién puede sospechar algo si nadie sabe cuánto nos queremos?".

Hace unas horas, recordé porqué tienes el lugar en mi vida que tienes, gracias por estar tan plenamente seguro de ello como yo... y cuándo tanto lo necesito.


Luna Amiga

domingo, 25 de marzo de 2007

De mi Especie II.




Te amo desde mañana,
desde que dije que te amaría pero sin hacerlo.

Me diferencio claramente por mi igualdad
(y no extraño a los extraños).

Te amo desde mañana si mi especie muere conmigo,
que soy la última-única,
que soy la "últica"
que soy
que amo, desde mañana
desde que dije,
desde que huí
desde que Dios
desde que creo que creo...
desde mañana.©


Luna en Extinción

sábado, 24 de marzo de 2007

De mi Especie.

Qué ganas de sobrevivirme...
coronarme Dios y huir en estampida
-aunque sea la última o única de mi especie-.

Eso pienso a veces, cuando pienso, cuando quiero,
cuando creo que creo, y cuando no digo adiós.

Pero los otros días, los otros días decido amar.©

Luna en Extinción

miércoles, 21 de marzo de 2007

Decepción.


Mi papá ya me había advertido:
"M'ija, llegará el día en que alguien querrá rescatarte,
como todo caballero en brillante armadura a su princesa,
también llegará el momento en que se decepcione
al saber que no hay nada de que salvarte,

excepto de ti misma, y entonces,
se de cuenta que es incapaz de luchar contra ti...
por ti
".


Logan: Ya no puedo hacerlo, Verónica ¿Sabes? He estado pensando, y esto no va a funcionar.
No creo que esté a la altura de la persona que quieres que sea y ya no puedo soportar sentirme como una decepción.
Verónica: Logan, yo no...
Logan: Déjame sacarlo ¿de acuerdo? La otra cosa... me dijiste que no estabas hecha para permitir que la gente te ayudara.
Verónica: Eso no es exactamente lo que dije...
Logan: Se acerca. ¿Y sabes qué? No estoy hecho para quedarme al margen.
No lo sé, creo que tenemos una elección. Podemos escoger una dura pero soportable cantidad de dolor ahora... o permanecer juntos... y tratar con un dolor insoportable después.
Logan: Así que yo voto por el dolor ahora. Pero estaré siempre aquí... si necesitas algo... pero tú nunca necesitas nada.


Luna Autosuficiente


PD. Ese día... llegó.

sábado, 17 de marzo de 2007

Pregunta:



¿
Qué tiene de malo

ser el amor de tu vida?


Luna Líquida

Descarga el mp3 "Solo para ti" de Camila en Box (barra lateral).

viernes, 16 de marzo de 2007

sábado, 10 de marzo de 2007

Estoy esperando...

que publique un cuento.
que dejen de hacer, a más de la mitad de la población mundial, un grupo marginado.
convertirme en la mejor versión de mi misma,
lo que sería una gran cosa para la humanidad.

que me vuelva a escribir un solo mensaje para decirme cuánta falta le hago,
que me pida perdón,
que me construya un puente para cruzarlo,
"volver a comer adobadas con Pepsi en la sala de mi casa",
que no se vuelva a ir jamás,
que me necesite,
que sepa cuánta falta me hace,
que me perdone,
que suceda un milagro
... y pienso quedarme aquí todo el tiempo que sea necesario
para que ocurra frente a mis ojos.


Luna Esperanza


PD. No hay nada más grande, que tener fe... ¿No te lo habían dicho?

viernes, 9 de marzo de 2007

Con Honores.

Prométeme que algún día volverás a correr conmigo bajo la lluvia mientras saltamos en charcos y nos reímos hasta caernos.

Dime que no, porque ahora tienes el respeto de todos, te vas a olvidar de esta miserable que siempre se ríe de ti, contigo y a pesar de ti, que te usa de ejemplo para demostrar que el absurdo y la paradoja no existirían si tu no hubieras nacido.

Ahora que seas reconocida por el resto del mundo como más inteligente y bonita que yo, no me desprecies por seguir aquí, siendo la misma insignificante que considera tu ironía y sarcasmo, lo más bueno del repertorio de una tarde contigo.

Ahora que ya no importa que sea más alta, más buena y simpática que tu, regálame tiempo, una llamada, tantito amor.

Es más, también te pido que sin importar cuánto viajes por el mundo, cuánto completen tu vida todas esas personas que te necesitan y a las que les salvas la vida, algún día regreses a la mía, para escribir mi epitafio (prometo no copiar el de Azul: 'estoy detrás de ti', ni el tuyo: 'les dije que estaba enferma').

No te vayas a olvidar de las noches en que me protegiste de los monstruos con cuentos, ni cuando me defendiste de conductores histéricos por rebasarlos por la derecha mientras te producía gastritis al no bajar de 180 en las laterales de la colonia.

Ahora que eres famosa, que te dedican planas en los periódicos, no me dejes de querer porque muchos otros te quieran.

Asegúrame un lugar en la mesa de tu nueva vida una de estas tardes mientras te otorgan una medalla por descubrir la vacuna para el cáncer o curar a otro accidentado en la carretera.

Ahora que seas millonaria no me abandones sólo porque yo sea igual de pobre que siempre, como cuando compartía contigo los 15 pesos que traigo invariablemente en la bolsa -por esa lección mal aprendida de no cargar nada de lo que no me pueda deshacer en cinco minutos en caso de abducción alienígena-.

Cuando te glorifiquen por la salud que regalas, por las almas que te siguen por tu perfección espiritual, por tu filosofía fuera de lo común, por las luces que creas... no olvides que la mía fue la primera que encendiste el día que llegué con Papá al hospital a conocerte y me di cuenta de que ellos dos ya no sólo eran míos.

Me enseñaste a compartir con solo verme a los ojos. Todavía hoy, dar es lo que más bonito te sale.

Ahora que eres admirada por tantos, procura perdonarme por olvidarme de ti esa tarde, afuera de la tiendita, cuando por meterme corriendo con los niños de la cuadra a comprar dulces, te dejé asustada, llorando solita en la banqueta. Te aseguro que nada mas fueron unos segundos en que no recordé que eras muy pequeña y tu pañal te impedía correr igual que yo que ya era grande. Salí en cuanto no te vi, como pude te cargué hasta la casa y Mamá me ordenó jamás volver a abandonarte, aunque mejor que nadie sabes que también en eso fallé.

Era lógico, a esa edad, tus dos años no podían compararse con mis tres. Yo era un gigante... pero ahora, tú lo eres.

Si me perdonas, a cambio propongo olvidarme de las marcas alevosas de tus dientitos en los pies de mi Barbie 'Cuatro Estaciones'... ¿Va?

Recuérdame, como cuando eras feliz por voluntad, no por obligación y... compréndeme por llorar, cuando a ti te crecen alas... raíces... personas, mientras me concentro en conseguir tu amor, como desde aquel día en que te conocí.

Felicidades, mejor escritora del mundo, compañera de vida y desde ayer, mejor Doctora.


Luna Mayor

martes, 6 de marzo de 2007

Egolandia IV.

Corría por el pasillo de redacción cuando te detuve, cual parafernálica soy: ¡Villa, qué bueno que te veo!

Me sonreíste con el alma, nos abrazamos con el mismo cariño de la última vez que trabajamos juntos.

- ¿Estas bien?, pregunté sin mayor cuidado.
- 'No, nada bien', respondiste cuando borró tu sonrisa la contestación.

Te tomé de los hombros para contar atropelladamente: "no me preguntes detalles pero te soñé, se que hace meses no hablamos pero te soñé tan nítidamente, estoy preocupada, recordé de golpe mi sueño justo ahora que te veo pasar. Fue un sueño terrible, doloroso, tu sufrías por tantas cosas...".

Cerca de 10 minutos después, con fragmentos ininteligibles y mezclas raras, como pasa siempre en los sueños, depuse todo lo que tenia que decir, te di dos palmaditas en la espalda y te desee suerte. Mi cometido estaba cumplido, ya no cargaba sola con todo eso.

Te quedaste callado, pasmado mas bien. Noté como temblaste cuando mencioné a tus hijos, a BJ. Fue una descompostura inmediata de tu aspecto, creo que envejeciste como cinco años ahí parado frente a mi, pero bueno, ¿qué podía yo hacer? tenia que escupirlo, sacarlo, mi trascendental existencia no podía cerrar la boca y dejarte marchar en paz sin embarrarte información ridícula y caótica que no habías pedido.

En trance me dijiste: ¿Cómo sabes todo esto? ¿Quien te dijo?

"Nadie, no lo sé, solo lo soñé y te lo cuento para que no se cumpla", dije convencida de que semejante idiotez era suficientemente válida para no amargarte el resto del día. Te besé y me largué de ahí a continuar con mi importante vida y mis no menos espectaculares cosas.
...
Hace rato colgamos.
El divorcio se dio, tus hijos ya no viven contigo y solo falta que compruebes que tu mujer te engañó con quien soñé.

Ahora me pregunto qué pasaría si me hubiera quedado callada, ¿esto no hubiera sucedido?<

Nunca lo sabremos. Pero aquí en Egolandia, cuando una tiene algo que decir, no hay nada más que hacer, y como el "hubiera" no existe ¿qué puede una simple Luna modificar con ejercer la prudencia?, seguramente nada.

Luna Pasando por Aquí

sábado, 3 de marzo de 2007