Este Blog se ve completo en Opera, Chrome, Safari y FireFox.

domingo, 11 de enero de 2009

Inconguente


Ya lo sé, lo sé, no tienes que decirlo, es más, ni lo pienses: soy la persona más incongruente del Universo conocido; pero ahora que voy a volver a verte, no puedo dejar de estar feliz.

Porque ahora, luego de mis viajecitos de reconocimiento de la zona enemiga (tu cuadra), luego de las tácticas estratégicas; ahora que el señor que "no toma vuelos comerciales" dejó de distraerme de lo importante (tu); ahora que no saltan hombres de los mostradores para protegerme por traficar armas y hierbas sospechosas (por el simple hecho de ser de Egolandia)... ahora, me siento un poco más lista para enfrentar tu ofensiva.

Si. Volvamos a vernos. ¿Qué dices?

Si aceptas, prometo no volver a... ólvidalo. No prometo nada, considerando que estoy dos niveles más abajo de la locura congénita, prometo abrazarte y no soltarte, mínimo media hora hasta que me acostumbre a que eres tu.


Luna en Chilangolandia (again)

PD. Qué idiota soy. Una semana contigo, y... se supone que esto no tenía que ser así.

1 comentario:

Cole dijo...

Sí, que difícil, no? Cuando te sientes mas poderoso, mas preparado, mas alerta y con todo lo que tu experiencia te aporta... a veces el deseo d eun abrazo de quien remueve los remolinos de tu alma elimina toda la sapiencia en ti...
Y parece que el abrazo no termina mientras tienes a tu ser perfecto en los brazos y termina tan rapido en cuanto te separas para después sentir que duró tan poco...
Asi es esto Luna, el tiempo es relativo en los brazos de alguien.