Este Blog se ve completo en Opera, Chrome, Safari y FireFox.

martes, 6 de enero de 2009

No te vas a ir

Verás, ese miércoles, cuando no tuviste miedo, ese miércoles cuando aún yo no te vencía, estaba en el extremo del asiento de tu camioneta cuando dijiste: No, no te vas a ir, al tiempo hiciste ese gesto cierto en que así sería. Ahí, por un momento sentí que era imposible oponerse a tu voluntad.

Argumenté pendejadas, cosas sin sentido, como siempre; me escuchaste y diciendo que no con la cabeza, sonreiste con esa seguridad que me desarma y que usaste tan poco: No, no te vas a ir. Es todo lo que sé. "Ay niño", dije y bajé corriendo -como siempre y como odias- para entrar a mi hotel.

Y no, no me fui.


Luna escribiéndote por segunda vez, sólo a ti

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Luna: Dices tanto con tan poco.
¿Cómo lo haces?

El Blog de Joshua dijo...

Hay luna, haces que uno se ponga a pensar...

"...Aunque lo quiera con todas mis fuerzas... nunca te iras..." *-*